Conectate con nosotros

Hamburgo

Mayer buscará su tercer título en Hamburgo

El correntino, campeón defensor, venció al eslovaco Jozef Kovalík por 6-7(6), 6-4 y 7-6(7), y disputará este domingo la final del certamen alemán contra Nikoloz Basilashvili para intentar revalidar el trofeo que consiguió en 2017 y 2014.

FOTO: ATP

Con el apellido como certificado de parentesco, el argentino Leonardo Mayer, número 36° del ranking ATP, se mueve en tierras alemanas como si estuviera en su casa. El correntino, campeón defensor, venció éste sábado, en las semifinales del ATP 500 de Hamburgo, Alemania, al eslovaco Jozef Kovalík (N°113) por 6-7(6), 6-4 y 7-6(7), y avanzó a la quinta final de su carrera, donde enfrentará al georgiano Nikoloz Basilashvili (N°81), quien superó, en la otra llave, al chileno Nicolás Jarry (N°69) por 7-5, 0-6 y 6-1.

Mayer intentará escribir el nombre del trofeo por tercera vez en su palmarés debido a que se coronó campeón en 2014 y en 2017, al derrotar en el encuentro decisivo al español David Ferrer (N° 62) y al local Florian Mayer (N°94), respectivamente.

El argentino necesitó de dos horas y 54 minutos para doblegar a Kovalík. El servicio fue el arma principal que utilizó para inclinar el desenlace a su favor. Obtuvo el 84% (54/64) de los puntos jugados con el primer saque y un alto 64%(25/39) con el segundo. Además, solventó las dos oportunidades de quiebre que tuvo su rival, y concretó el 50% (1/2) de los break points que dispuso.

El partido tuvo un inicio monótono. En el parcial inaugural, ambos jugadores mantuvieron sus turnos de juegos sin mayores inconvenientes porque ninguno contó con oportunidades de ruptura. En consecuencia, la definición se extendió al desempate. Allí, Mayer desaprovechó tres puntos para llevarse la manga. Posteriormente, el eslovaco, en el único set point con el que contó, se adjudicó el tiebreak por 8 a 6 y sentenció en 7 a 6, en una hora y un minuto.

La monotonía se rompió en la reanudación del juego. El correntino quebró el servicio del eslovaco en el primer game. Desde ese momento, mantuvo, sin sobresaltos, la mínima ventaja que le permitió, en 39 minutos, establecer el 6 a 4 para empatar el marcador.

En el set deciviso, aunque la paridad volvió a instaurarse en el desarrollo de las acciones, se vivieron momentos que pudieron haber quebrado el avance rutinario del duelo. Cuando Mayer sacaba 2 a 2, Kovalík tuvo dos oportunidades de ruptura, que rápidamente fueron salvadas por el campeón defensor. En el noveno game, el correntino tuvo un break point, pero tampoco pudo arrebatarle el servicio a su oponente. De esa manera, y al igual que en el primer parcial, la resolución se prolongó al desempate. En esta ocasión, el argentino fue quien se quedó con el tiebreak, luego de que Kovalík contase con un match point, por 9 a 7 y, en efecto, con el triunfo por 7 a 6, en una hora y 14 minutos.

Gracias a la victoria, Mayer se aseguró ser, a partir del lunes, el número 51° del escalafón, con 987 puntos. Si gana el partido por el título ante Basilashvili, contra quien nunca se ha enfrentado, y revalida la coronación de la temporada pasada, y por ende los 500 puntos que otorga el evento, mantendrá el puesto 36°, con 1187. Por su parte, el eslovaco trepará a la octogésima segunda (82°) ubicación, con 701 unidades.

Redactor de Todo Sobre Tenis. 19 años. Estudiante de periodismo deportivo en Deportea y de Comunicación Social en la UBA. Buenos Aires, Argentina.

Advertisement