Foto: Sky Sports

Lleyton Hewitt saldrá del retiro una vez más. El australiano ya lo había hecho para completar el equipo de su país por Copa Davis y para jugar Wimbledon 2016 en dobles. Esta vez, el motivo será la despedida de de su ex compañero de equipo y amigo Sam Groth. Groth pretendía jugar el cuadro de single pero no pudo pasar la prequaly, aunque sí recibió una wildcard para jugar en duplas con el ex número uno del mundo.

“Es algo acerca de lo que Lleyton y yo hablamos y es perfecto para mí. Estuve ahí cuando se retiró en 2016 y me parece grandioso que él esté ahí cuando yo haga mi despedida. No es sólo alguien a quien conocí por el tenis, es un gran amigo”, aseguró Groth, de 30 años. Profesional desde 2006, el lungo de 1,93 mts y ganador de dos ATP 250 en dobles (Newport y Bogotá) se encuentra hoy en el escalón número 248 del ranking. Su mejor ubicación fue el puesto 53.

Por su parte, Hewitt comentó: “Va a ser divertido, de eso se trata el Abierto de Australia. Lo voy a disfrutar de verdad. Hemos estado pegándole a muchísimas pelotas todos los días, y no vamos a ir sólo para presentarnos. Queremos hacerlo en serio”.